Editorial

Estrategia de Environmental Science para la industria de alimentos

Entre la parcela y la mesa…

¿quién vigila la seguridad de los alimentos?

En la actualidad la industria de alimentos no sólo está obligada a ofrecer productos libres de plagas, sino también seguros e inocuos. A partir de la Ley de Modernización de Seguridad Alimentaria (FSMA) firmada en los Estados Unidos en 2011, las normas alimentarias se han ampliado y México ha sido presionado por constituir el principal proveedor de ese país y por la gran presencia de empresas agroalimentarias estadounidenses en territorio mexicano.

La Iniciativa Global de Seguridad Alimentaria (GFSI), una entidad de colaboración global que reúne a actores clave de la industria alimentaria para impulsar la mejora continua en los sistemas de control de la inocuidad, está ampliando los requisitos normativos para el procesamiento de alimentos. En este contexto, la industria alimentaria tiene la obligación de alinearse con esos estándares y con las nuevas tendencias.

Con todo y eso, las compañías locales de control de plagas en México no están adoptando por completo ni a la velocidad que se requiere esos nuevos estándares y, en consecuencia, la industria alimentaria está insatisfecha con los servicios disponibles en el mercado.

Por otro lado, el crecimiento demográfico en México y el fenómeno de urbanización están conduciendo a una mayor demanda de alimentos y procesamiento de los mismos. México produce alrededor de 300 millones de toneladas de alimentos cada año y se espera que la demanda aumente en un 15% para 2020. La FAO estima que 30% de los alimentos se desperdicia, pero las mermas que genera un control de plagas inadecuado son incalculables.

Emanuele AttanzioHead de ES en MéxicoEmanuele Attanzio, Responsable de Environmental Science, comenta: “En este sentido, uno de los retos de la unidad de negocios Environmental Science de la División Crop Science de Bayer de México es influir en el mercado de la industria alimentaria, ofreciendo soluciones integrales en consultoría y control de plagas para reducir la brecha entre las necesidades de los consumidores y las prácticas de las empresas controladoras de plagas”.

“Para comenzar a construir el modelo comercial y la propuesta de valor correctos para nuestros clientes finales, el hemos llevado a cabo actividades como un estudios de mercado en 2017, el simposio anual Simplagas, el desarrollo de un catálogo de servicios de consultoría, la implementación de nuevas herramientas de diagnóstico, entre otros de gran valor agregado para la industria alimentaria”, expresó Amina Dussud, Gerente de Marketing.

Por primera vez, en 2018, Environmental Science en México facturará servicios de consultoría para el control de plagas a las principales industrias alimentarias en México como Alpura (lácteos), Bimbo (industria Baker) y La Moderna (pasta), e industrias como Malta Cleyton, Pepsi Co y Gate Gourmet se muestran interesadas en contratar nuestros servicios. “En efecto, hemos desarrollado técnicas innovadoras como la secuenciación de ADN que nos permite identificar plagas y patógenos, así como el análisis de cromatografía e impureza de plaguicidas”, agrega Lyla Aguilar, Gerente de Soporte Técnico y Desarrollo.

Amina DussudGerente de MarketingFinalmente, dio inicio el “Desafío de la Industria Alimentaria” dentro del proceso de innovación para identificar qué soluciones pueden aportar valor a esta industria. “Actualmente estamos en la fase de experimentación de dos soluciones, por un lado, de la “Plataforma libre de Bayer Pest” que conecta el mercado de la industria alimentaria con Bayer (incluidos nuestros socios) y, por otro, Bayer Academy ofrecerá una capacitación profesional para controladores de plagas certificada por Bayer, que nos dará visibilidad en el mercado y la lealtad de los futuros controladores”, comentó Adolfo Zarate, Supervisor de Ventas para Controladores de Plagas y Líder del Food Innovation Innovation Challenge.

“Nos encontramos tan sólo en el comienzo de este viaje y actualmente estamos revisando nuestro modelo comercial para incidir en toda la cadena de valor y aportar valor a Distribuidores y profesionales controladores de plagas, en sintonía con el espíritu de la compañía de centrar los esfuerzos en las necesidades de nuestros clientes”, comparte Amina Dussud.