Oncología de precisión

Para contribuir en brindar bienestar y calidad de vida a los más de 1.1 millones de pacientes que cada año son diagnosticadas de cáncer en América Latina, Bayer enfoca sus esfuerzos en la oncología de precisión, la cual permite tratar el cáncer basado en el ADN y en la composición genómica del tumor.

En el marco del “Taller Latinoamericano sobre Oncología de Precisión para Periodistas”, organizado por la División Pharmaceuticals de Bayer en Latinoamérica, el doctor Gilberto Castro, profesor de Oncología Clínica en el Instituto del Cáncer del Estado de Sao Paulo, Brasil, destacó que el cáncer debe entenderse y tratarse como una enfermedad del genoma humano. El especialista destacó que cuando produce un cambio anormal en los genes, puede ocurrir una alteración de las proteínas que son importantes para una célula sana y funcional. Como resultado de este proceso, dichas proteínas alteradas impulsan el crecimiento y la diseminación de los tumores, lo que se denomina “conductores oncogénicos”. Y justo es en los conductores oncogénicos donde se puede identificar por qué se forma un cáncer para actuar de manera específica y dirigida.

Por su parte, la doctora Isabela Werneck Cunha, patóloga quirúrgica de la Rede D’OR en Sao Paulo, Brasil, señaló que las pruebas genómicas ayudan a identificar las alteraciones del ADN y los conductores oncogénicos que impulsan el crecimiento de un tumor canceroso. Gracias estas pruebas, los médicos podrían determinar con mayor exactitud el tratamiento específico para cada paciente con cáncer. Los estudios han demostrado que entre 30 y 49 por ciento de todos los pacientes que participan en pruebas genómicas podrían encontrar un tratamiento dirigido a su alteración genómica. Tan solo en Estados Unidos, aproximadamente tres mil pacientes son diagnosticados con cáncer de fusión TRK al año. Sin embargo, la mayoría no son diagnosticados y no reciben tratamiendo. Al respecto, la doctora Svetlana Kobina, vicepresidente Global de Asuntos Médicos para Oncología de la División Pharmaceuticals, expresó que Bayer en colaboración con centro de investigación y actores clave en la industria, ha desarrollado un tratamiento denominado larotrectinib, indicado para pacientes adultos o pediátricos con cáncer que además presentan una mutación denominada fusión TRK, la cual se caracteriza por un mecanismo de acción detiene a los conductores oncogénicos del cáncer a nivel molecular, independientemente de dónde se encuentre el tumor.

El cáncer de fusión del receptor quinasa de la tropomiosina (TRK) se manifiesta distintos tipos de tumores sólidos, incluyendo en el pulmón, la tiroides, el colon, cerebro, el páncreas, la glándula salival, sarcoma y muchos otros. Este tipo de cáncer se desarrolla cuando se produce una “fusión de genes”. El gen neurotrófico de la tirosina quinasa (NTRK) se fusiona con otros genes produciendo una proteína de fusión TRK que puede llevar al desarrollo de tumores sólidos a través de múltiples partes del cuerpo, informó la especialista. Este tratamiento fue aprobado en noviembre de 2018 por la Food and Drugs Administration (FDA) de Estados Unidos, y se estima que en 2019 cuente con las aprobaciones de las autoridades europeas y de otros países. Basados en la evidencia clínica que respalda el valor de la medicina de precisión, los expertos en oncología coincidieron en la importancia de la colaboración de la industria farmacéutica, las empresas de diagnóstico, las autoridades sanitarias y los grupos de pacientes, para que se facilite el acceso a estos tratamientos en América Latina y otras regiones del mundo.

Regresar