Flanax Nocto cambió mis noches e hizo mejores mis días

“Cuando tomo Flanax Nocto antes de dormir, ¡caigo como piedra!, descanso tan bien que al siguiente día tengo mucha energía para realizar todas mis actividades. Me levanto y pienso: ¡Guau!, qué rico dormí”, cuenta Damaris Grajales Pino, colaboradora del área de Transferencia de Procesos del Sitio Lerma.

Ella, al igual que gran número de mexicanos, sufre dolor nocturno relacionado con el estrés, así como con las múltiples actividades que realiza en el trabajo y en su hogar. “A veces, las mlestias ocasionadas por la tensión nerviosa me despierta a media noche o en plena madrugada, después de haber dormido apenas una o dos horas. Entonces, empiezo a pensar en todos mis pendientes y a hacer una lista mental de éstos, lo que me dificulta aún más volver a dormir, así que al siguiente día me siento cansada y de mal humor”, comenta la entrevistada.

Para combatir estas molestias y disfrutar de un descanso suficiente y de buena calidad, Flanax Nocto se ha convertido en su mejor aliado, ya que combina un analgésico llamado Naproxeno sódico (sustancia que contienen todos los productos de la familia Flanax) y que elimina los episodios de dolor muscular y articulares hasta por 12 horas. Además, la fórmula de Flanax Nocto cuenta con un antihistamínico llamado Difenhidramina, el cual tiene propiedades sedantes (provoca sueño), de manera que favorece un descanso adecuado y energetizante.

Desde que salió al mercado el producto, Damaris supo que sería un fiel aliado para su bienestar, así que inmediatamente lo adquirió y lo ha recomendado con diversos colegas y familiares, incluyendo sus padres y suegros. “Compré un frasquito y cuando me siento adolorida y cansada y quiero descansar tomo dos tabletas y es fabuloso”. “Me siento muy orgullosa de trabajar en una compañía que ayuda al bienestar de las personas. Para mí, es un orgullo pertenecer a esta gran familia que hace productos altamente eficaces para cuidar nuestra salud”, concluye.

Regresar